Esta boquilla para fuentes es en si misma un colector en el cual se incorporan entre 30 y 90 (según tamaño) chorros de lanza de 6mm para conseguir una columna ascendente de agua de gran diámetro pero sin el gran caudal que necesitaría un chorro de dicho diámetro continuo.

La salida de las toberas de lanza debe quedar por encima del nivel de agua del vaso de las fuentes. El nombre de columna de espuma indica el aspecto espumoso del chorro, que se consigue por la adicción de los pequeños chorros. Es muy adecuada para grandes fuentes ornamentales de exterior.

Go to top